InicioNacionales34 casos por mordedura de serpientes ha atendido este año el Hospital del Sur

34 casos por mordedura de serpientes ha atendido este año el Hospital del Sur

El 2018 ha sido el peor año para el Hospital del Sur en Choluteca

34 casos por mordedura de serpientes ha atendido este año el Hospital del Sur

Radio América. Autoridades del Hospital del Sur informaron este viernes que en lo que va de este año han atendido a 34 pacientes con mordedura de serpientes, mientras en todo el 2017 se registraron 72 casos, y reportan la primera muerte de un niño por envenenamiento al ser mordido por una coral.

Gustavo Avelar, subdirector del Hospital General del Sur, aclaró que el menor no falleció por falta de antídoto en el sanatorio, si no porque su atención no fue inmediata dado el tiempo en que tardó su familia en llevarlo pues donde viven queda muy retirado, una aldea llamada Tierra Blanca del municipio Namasigüe de Choluteca.

«Tengo entendido que el niño ingresó en horas de la noche, dos horas después de la mordedura de una coral porque vienen de una procedencia larga. Lo importante en una mordedura de una serpiente es entre el tiempo que ocurre y el tiempo de inicio del tratamiento. Cuando el niño llegó al centro hospitalario venía convulsionando, se le colocó los sueros antiofídicos porque tenemos en existencia», pero murió, expresó Avelar.

En medio del dolor el padre del menor fallecido manifestó que llegó al hospital a las 6 de la tarde pero a su niño lo atendieron 40 minutos después.

Indicó que le dijeron que tenía que trasladar al menor al Hospital Escuela pero debía pagar una ambulancia porque en el nosocomio no había chófer. Por falta de dinero no pudo traerlo a la capital pues una ambulancia particular le cobraba 3.500 lempiras, dijo en llanto el papá.

Aclaración del Hospital de Sur

Por su parte, las autoridades hospitalarias del Sur informaron mediante un comunicado que en efecto al niño se le aplicó el suero antiofídico anticoral, pero la víctima presentó alergia al mismo y le dieron manejo a la reacción.

Luego le volvieron a poner el suero y fue llevado a la Unidad de Cuidados Intensivos Pediátricos (UCIP) donde presentó un paro respiratorio, fue intubado, y se gestionó su traslado a Tegucigalpa, pero el infante falleció.

 

 

Compartir con: