InicioEntretenimientoJosé José: su paso por Honduras, amor por la gastronomía catracha y la hondureña que trabajó con él

José José: su paso por Honduras, amor por la gastronomía catracha y la hondureña que trabajó con él

José José: su paso por Honduras, amor por la gastronomía catracha y la hondureña que trabajó con él

José José: su paso por Honduras, amor por la gastronomía catracha y la hondureña que trabajó con él

Radio América. Fue el pasado 28 de septiembre que el mundo se despidió de José José, uno de los mejores interpretes de la música romántica en español.

«El Príncipe de la Canción», como fue bautizado, tiene una historia con nuestro país que va más allá de realizar conciertos o asistir a eventos benéficos.

José José en Honduras

(Foto: Televicentro)

(Foto: Televicentro)

En los primeros años de la década de los 70, José José vivió en la capital hondureña, Tegucigalpa, incluso trabajó en el hoy recordado Hotel La Ronda, así lo contó don Roland Delgado Montes, un hondureño que laboraba en dicho hotel junto al interprete mexicano.

La hondureña Zoila Margarita Montes junto a José José, mientras deleitaba con una de sus melodías. (Foto: Televicentro)

La hondureña Zoila Margarita Montes junto a José José, mientras deleitaba con una de sus melodías. (Foto: Televicentro)

 

Cuando era joven José José firmó un contra to para cantar en el Restaurante Rondalla propio del hotel, por casi dos meses. (Televicento)

Cuando era joven José José firmó un contra to para cantar en el Restaurante Rondalla propio del hotel, por casi dos meses. (Foto: Televicentro)

 

Licila Díaz y su experiencia trabajando con José José

La hondureña radicada en Estados Unidos, Lucila Díaz, en declaraciones a Diario La Prensa, contó su experiencia durante sus años de trabajó con el «Príncipe de la Canción» y su familia.

La oriunda de Santa Rita, Yoro, declaró que nunca imaginó trabajar para el interprete mexicano, casa a la que llegó por recomendación de una amiga.

Fue en 1996 durante un viaje que realizó para visitar a su hija, que una amiga le comentó sobre la oferta de trabajo para el mantenimiento de la casa y el cuidado de la hija menor del cantante, Sarita.

Así fue como ese domingo asistió a la entrevista y el día siguiente (lunes) inició sus labores en la casa de los Sosa, ubicada Cocoplum, área exclusiva de Miami, Florida, Estados Unidos.

Durante la entrevista realizada vía telefónica, doña Lucila se mantuvo muy contenta recordando varías de sus experiencias durante sus años con los Sosa, resaltando su amor por la comida hondureña.

Su amor por la gastronomía hondureña

Doña Lucila contó que una vez decidió hacerle frijoles refritos, cuajada, realizada por ella misma, y tortillas de harina; una vez que sirvió la cena, los Sosa, principalmente José José, quedó encantado con  el «manjar» que les había preparado.

«Cuando se lo hice por primera vez quedó fascinado y me dijo que no comía así desde niño, a partir de ese momento se convirtió en la comida preferida de él», tanto fue su gusto por el platillo que doña Lucila recordó entre risas que él envolvió lo que había sobrado de cuajada en unas tortillas y le pidió que se lo guardara y no dejara que nadie se lo comiera.

Al final de la entrevitas, doña Lucila dijo sentirse feliz de haber laborado para uno de los «grandes de la música», y que su experiencia en la casa Sosa fue muy gratificante para ella.

José José

José Rómulo Sosa Ortiz, nació el 17 de febrero de 1948 en Azcapotzalco, Ciudad de México, y falleció el pasado 28 de septiembre en Homestead, Florida, EEUU, debido a complicaciones en su estado de salud a causa del cáncer de páncreas que padecía.

Luego de su muerte sus hijos José Joel, Marisol (de su primer matrimonio), y Sarita (de su segundo matrimonio), mantuvieron un conflicto sobre los restos de su padre, el cual finalmente llegó a su fin.

Sus cenizas fueron divididas, dejando la mitad en Estados Unidos y su otra parte fue lanzada en su natal  México.

Con información de la web

 

Lea también: Mexicanos lloran a José José y lo reclaman como patrimonio nacional

Compartir con: