InicioNacionales«La suerte de Honduras cambiará cuando los hondureños cambiemos de corazón»: Cardenal Rodríguez

«La suerte de Honduras cambiará cuando los hondureños cambiemos de corazón»: Cardenal Rodríguez

"La suerte de Honduras cambiará cuando los hondureños cambiemos de corazón": Cardenal Rodríguez

«La suerte de Honduras cambiará cuando los hondureños cambiemos de corazón»: Cardenal Rodríguez

Radio América – El Cardenal Oscar Andrés Rodríguez, dijo este domingo en su homilía de este domingo en la Catedral de Tegucigalpa, que la suerte de Honduras cambiará cuando cada uno de los hondureños cambien de corazón, en un mensaje en el que también llamó a compartir con los que no tienen en esta Navidad.

La fiesta de Navidad no puede quedarse en una celebración, en una cena, o en una borrachera más, sino que «se vuelva en una alegría que se contagia, que ayuda, que se comparte, si tenemos para la cenita ¡ayudemos al que no tiene!, porque nadie es tan pobre que no tenga alguna cosita que compartir, sino tenemos algo material podemos tener una sonrisa, una visita, una palabra de consuelo, para aquellos que no tienen ni quién los visite y se preocupen por ellos, ¡es el espíritu de la Navidad!», expresó.

El Arzobispo de Tegucigalpa se refirió sobre la situación de los migrantes hondureños que se enfrentan a obstáculos en su trayecto por llegar a Estados Unidos, con el objetivo de tener mejores oportunidades de trabajo para subsistir y ayudar a sus familias.

«Nuestros hermanos encuentran muros, dificultades, corazones que en lugar de estar abiertos a compartir se cierran en la indiferencia», dijo.

Es en el contexto de abatimiento y de derrota, que el profeta Isaías anuncia que la suerte de su pueblo va a cambiar, por eso parte de la invitación a la alegría, luego que parte de la población de Israel había sido desterrada a Babilonia.

«También la suerte de nuestra Honduras puede cambiar cuando nosotros los hondureños cambiemos de corazón, pero no podemos seguir creyendo que vamos a cambiar con corazones de piedra, con la indiferencia y con repetir más los errores del pasado», expresó Rodríguez.

Agregó que la venida de Jesús al mundo debe traer alegría, la que se debe transmitir siempre, también la esperanza, «volver al valor del Evangelio, una alegría realista, basada en la certeza profunda de sentirnos amados por Dios», porque de Él viene a llenar de luz y sentido la vida.

El Adviento no debe ser un tiempo para llenar las casas con compra superfluas, tampoco para ambicionar dinero de una lotería, porque la lotería ya le tocó al mundo, y es que Jesús vive en cada corazón. «La Navidad es tiempo para descubrir la alegría del Señor que viene a nuestro encuentro», fue el mensaje del representante de la Iglesia Católica de Honduras.

Le además

Honduras crea nueva Unidad y Consejo de las Alianzas Público Privadas

 

Compartir con: